Escrito por Comunicados, Destacado

AIFIm destaca el potencial de las cubiertas Deck para lograr entornos urbanos eficientes y saludables

Compartir

cubierta deckLa contaminación atmosférica y las elevadas temperaturas en los entornos urbanos son la causa de un gran número de problemas de salud, ocasionando en algunos casos la muerte. Según el último informe de la Agencia Europea del Medio Ambiente (AEMA), el 96% de la población de las ciudades está expuesta a un alto número de partículas finas (PM2,5), superando las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS) de 5 µg/m3. Se calcula que alrededor de dos millones de muertes podrían deberse a la contaminación de los núcleos urbanos.

Un factor preocupante al que se suma el incremento de las temperaturas.  España es el segundo país europeo que más decesos registra por calor. Solo este verano, 6.000 personas perdieron la vida por este motivo.

Gobiernos y organismos supranacionales no dudan al señalar como una urgencia la transición hacia modelos de ciudad más sostenibles y de bajas emisiones, capaces de reducir los efectos del cambio climático en las personas.

“Es imprescindible abordar la transformación del parque edificado, prestando atención al sector residencial, pero sin olvidar el enorme potencial de otros inmuebles como centros deportivos, oficinas, comercios u hoteles, que también forman parte del paisaje de las ciudades y donde pasamos un gran número de horas al día”, recuerdan desde AIFIm.

La asociación, integrada por los principales fabricantes de impermeabilización (ASSA, BMI, Danosa, KRYPTON Chemical, MAPEI, RENOLIT ALKORPLAN, Sika, SOPREMA), destaca el papel de las cubiertas Deck como un elemento que no solo es capaz de elevar el grado de confort y eficiencia energética en los espacios donde se instala. El empleo de soluciones innovadoras como láminas descontaminantes o de acabados de alta reflectancia permiten transformar una cubierta Deck en una herramienta capaz de mejorar la calidad del aire o reducir el efecto “isla de calor” en los entornos urbanos, ambos factores que afectan negativamente a la salud de las personas.

“La cubierta Deck es un tipo de cubierta plana, constituida por un soporte resistente de chapa grecada, una barrera de vapor (en caso de ser necesario), un aislamiento térmico y una membrana impermeabilizante a la intemperie”, explican desde la asociación. “Su uso más habitual es para la construcción de edificios industriales y se puede emplear tanto para obra nueva como para rehabilitación. Aplicando soluciones innovadoras podemos transformar este elemento en una cubierta descontaminante o en ‘cool roof’, convirtiendo el inmueble en un edificio que cuida de su entorno y de la salud de las personas”.

Además, las cubiertas Deck son fáciles de instalar y mantener, y tienen una elevada capacidad para mejorar las prestaciones térmicas y acústicas en el interior del inmueble, lo que la hacen apta para espacios singulares como cines, salas de conciertos, etc. También presenta una gran resistencia a la compresión y al peso, y gracias a la impermeabilización el riesgo de filtraciones es mucho menor que en otro tipo de cubiertas.


Compartir
Close